Saxo Tinkoff se refuerza pensando en Contador y en la UCI.

Posted on diciembre 5, 2012

0


Gabriel Álvarez García- @gabialv91

El equipo Saxo Tinkoff se ha visto en una pequeña encrucijada a la hora de fichar. Por un lado tenía que satisfacer las necesidades de la Unión Ciclista Internacional (UCI) y conseguir mediante fichajes lo que no lograron en la competición. Pero por otro lado tenían que rodear a todo un campeón como Alberto Contador de un equipo a su altura.

La temporada que llega a su fin fue una de las peores que se le recuerdan al equipo danés, exceptuando por supuesto las victorias de Alberto Contador, que recordemos no contabilizan para la clasificación UCI. El ciclista de Pinto acusó en ocasiones la pobreza en cuanto a nombres en su equipo, y tan solo un increíble Rafal Majka y un siempre combativo Chris Anker Sorensen dieron la cara en la montaña. Otro de los que intentó estar con el campeón español, fue Dani Navarro, que ha dejado un hueco en el equipo al fichar por el Cofidis francés.

Por ello, el equipo capitaneado por Bjarne Riss, ha decidido reforzarse, y de qué manera, en este aspecto. Se ha sabido mover muy bien en el mercado, y se ha hecho con el servicio de grandes especialistas en la montaña.

Todos estos fichajes están encaminados a ayudar a Alberto Contador a conseguir una victoria en una gran vuelta, preferiblemente el Tour de Francia. La unidad en el equipo es total, como demuestran las recientes declaraciones de Sorensen en las que asegura que ganar la general del Tour con Contador sería el mayor éxito de su carrera.

Nicolas Roche. Clase y ganas de demostrar.

El primer fichaje de renombre que llegó al equipo danés fue el del corredor irlandés Nicolas Roche. El hijo del campeón del Tour de Francia 1987, Stephen Roche, llega procedente del equipo Ag2r, en el que militaba desde la temporada 2009 y donde se ha hecho grande como ciclista. En los últimos años se le ha visto luchar por entrar en el TOP10 de las vueltas de tres semanas, lo que ya logró en la Vuelta a España 2010 siendo 7º, pero siempre le faltaba un golpe de pedal para estar con los mejores.

Nicolas Roche en la pasada Vuelta a España 2012

Es un ciclista que domina todos los terrenos, en la alta montaña se defiende de manera excepcional, llegando en ocasiones a cruzar la línea de meta con los gallos del pelotón. También puede meterse en fugas y conseguir victorias de etapa desde lejos, como ya intentó en el Galibier en el Tour 2011. Además es un gran contrarrelojista, no a la altura de los mejores, pero es una disciplina en la que el ciclista francés no sufre, prueba de ellos es su título nacional en 2007.

Siempre es difícil para un corredor pasar de ser jefe de filas a gregario de lujo. A pesar de su relativa juventud, 28 años, puede aportar experiencia al equipo, presencia en la montaña y puntos muy importantes, puesto que si no se deja ir, no le será complicado hacer TOP20 en grandes pruebas. Si se le deja libertad dará más de alguna sorpresa.

En esta ocasión estamos seguros de que la presencia de Nicolas Roche será primordial para que el equipo Saxo Tinkoff pueda conseguir una victoria en la general de alguna de las tres grandes.

Roman Kreuziger. Veteranía y juventud, todo en uno.

El ciclista checo llega procedente del Astaná, equipo al que llegó precisamente para cubrir el hueco que había dejado Alberto Contador. De sangre caliente, este joven corredor, 26 años, es además de un gregario de lujo en la montaña, una apuesta a medio plazo.

Destacó muy pronto, y desde muy joven demostró que podía luchar por grandes títulos, se hizo con la Vuelta a Suiza en 2008, cuando militaba en Liquigas. Además de resistir bien las pruebas de tres semanas, fue 9º y 8º en el Tour de Francia y 6º en la Vuelta ciclista a España, también es un especialista en las clásicas de una semana, en su palmarés destacan el Tour de Romandía y el Giro de Cerdeña.

Las piernas de este corredor checo ayudarán en la media y alta montaña a Alberto Contador. También tendrá libertad en otras pruebas para conseguir puntos primordiales para el equipo. Pero lo más importante es que aprenda y madure, que encuentre estabilidad en este equipo, por el que ha fichado hasta 2015, y dar ese paso que le falta para poder, realmente, luchar por una grande.

Oliver Zaugg. Trabajador por naturaleza.

Este ciclista, nacido en los Alpes suizos, lleva la montaña en la sangre. Gregario y trabajador desde sus inicios es una excelente ayuda para el momento en el que la carretera se empina. Quizás un escalón por debajo de Kreuziger y Roche en cuanto a calidad, lo suple con creces con su disciplina y sacrificio.

Veterano en el pelotón, no tanto por la edad 31 años, sino por sus numerosas participaciones en grandes vueltas 10 en total, todavía no ha debutado en el Tour de Francia. Espera aportar experiencia y fuerza en la montaña cuando se le pida.

Ha demostrado también que puede ser importante si se le da la oportunidad, y conseguir puntos muy valiosos como los que ha aportado con su victoria en el Giro de Lombardía 2011.

Yevgeni Petrov. Otra bala en la recámara.

El veterano ciclistas ruso, ya en el ocaso de su carrera con 34 años, aportará experiencia y calidad en montaña y contrarreloj. Aunque es muy difícil que esté entre los seleccionados para defender los intereses del equipo en el Tour, si puede echar una mano tanto en el Giro como en la Vuelta. En la carrera italiana ya demostró que puede ser protagonista y optar a grandes cosas, acabando 7º en la clasificación general de 2007.

Michael Rogers. La guinda del pastel.

La noticia del fichaje de Mick Rogers por el Saxo Tinkoff comenzó siendo un rumor para acabar siendo una realidad. Analizando a este corredor muchos dirían que es simplemente un genial contrarrelojista, tres títulos mundiales así lo refrendan, pero en las últimas campañas ha variado su entrenamiento para mejorar también en la montaña, convirtiéndose en un ciclista todoterreno.

Michael Rogers durante la disputa de una contrarreloj

Pese a sus 32 años llena en plenitud de fuerzas, después de haber sido pieza fundamental en la victoria de Bradley Wiggins en la pasada edición del Tour de Francia. Imprescindible en el “9” del equipo al que pertenezca, ha participado ya en 8 ediciones de la ronda gala, consiguiendo una novena posición en 2006.

Esperemos que sea pieza clave en la montaña, pero si no es así estamos seguros de que conseguirá puntos importantes y luchará por victorias de etapa, sobre todo en las contrarrelojes.

Satisfacer a la UCI:

Pero en el ciclismo, y sobre todo en el actual,  no se puede jugar todo a una baza. Tras una temporada paupérrima en cuanto a puntos UCI, lo que ha hecho al equipo Saxo Tinkoff llegar a Diciembre sin la certeza de ser equipo World Tour, los fichajes de ganadores de etapas y “ciclistas puntos” se han vuelto necesarios e incluso obligatorios para la supervivencia del equipo.

Como hemos visto anteriormente, muchos de los fichajes encargados de ayudar a Alberto Contador en la montaña, traen debajo del sillín un buen puñado de puntos, pero dos han sido los hombres que han recalado en la escuadra danesa únicamente para ganar etapas.

Daniele Bennati: Escuela italiana para el sprint.

Procedente del RadioShack-Nissan, algunos podrán decir que este sprinter italiano no ha sobresalido esta temporada lo que se esperaba de él. Sin embargo en plena madurez, no olvidemos que

tiene ya 32 años, es un habitual en las llegadas masivas en las grandes vueltas, en las que ha conseguido victorias parciales en todas ellas. Este corredor puede salvar en cualquier momento la participación de su equipo con una victoria de etapa. Es el ciclista perfecto para el equipo Saxo Tinkoff puesto que no necesita una escuadra que lo arrope ya que él mismo se busca la vida, la rueda y el hueco para lanzar su bicicleta con su característica punta de velocidad.

Será hombre importante en este aspecto durante la temporada, su terreno serán los sprints y las clásicas. Si podemos pedir, ojalá también que consiga meterse en escapadas y servir de hombre puente a Alberto Contador en algún momento determinado.

Matti Breschel: De vuelta a casa por Navidad.

El sprinter danés vuelve al equipo que le vio nacer, crecer y convertirse en un ciclista profesional. Tras su breve andadura holandesa enrolado en las filas del Rabobank, Breschel espera devolver la confianza depositada en él con victorias de etapa y puntos que ayuden a su equipo.

Matti Breschel ganando una etapa en La Vuelta 2008 con el CSC

Matti Breschel ganando una etapa en La Vuelta 2008 con el CSC

Su papel será fundamental en las vueltas de una semana, de no tanto renombre, donde sus cualidades y calidad tendrían que ser suficientes para conseguir más de una victoria de etapa.

Será difícil que entre en el equipo que vaya a disputar el Tour de Francia, pero seguro que lo veremos en la Vuelta ciclista a España.

Entre los demás fichajes que ha realizado el equipo danés, destacan el campeón de la UCI American Tour Rory Sutherland y el campeón de Estados Unidos Timothy Duggan. Esperemos que tengan un peso importante en el equipo y que no hayan sido simplemente “fichajes por puntos”.

Pensando en el futuro se ha fichado al ciclista esloveno Marko Kump, que ha destacado en la categoría Sub 23 con victorias como el Tour de Flandes y a Jay McCarthy un portentoso talento australiano de apenas 20 años.

Este son los refuerzos que han transformado al Saxo Tinkoff. El equipo danés ha formando una potente estructura centralizada en la figura de Alberto Contador, y en nuestra opinión se ha convertido en uno de los equipos más potentes del pelotón. Esperemos que todo este trabajo de sus frutos, empezando porque se le otorgue una licencia World Tour que en nuestra opinión es necesaria, que los nuevos fichajes se adapten fácilmente al equipo y que podamos ver a este equipo, que ya es histórico, dando espectáculo de nuevo.

Anuncios
Posted in: 1-Carretera