Más vale tarde que nunca. Luca Paolini

Posted on mayo 8, 2013

0


A los 36, Paolini parece atravesar su segunda juventud (Foto: altaspulsaciones.com)

A los 36, Paolini parece atravesar su segunda juventud (Foto: altaspulsaciones.com)

Diego de Arístegui Bengoechea @onlydieks

Si nos sentásemos todos los días en la mesa de cualquier restaurante o bar, e invitásemos a diversos ciclistas a sentarse individualmente con nosotros, lo último que se nos pasaría por la cabeza preguntarles sería si entre sus planes estaría conseguir la victoria más importante o una de las más importantes de su carrera con la friolera de 36 años. La mayoría de ellos seguro que con toda la firmeza del mundo responderían que no. Como en todo, la excepción confirma la regla, y sino que lo digan al bueno de Luca Paolini, que a esa edad ha cosechado la que con toda seguridad es la victoria de etapa más importante de su carrera. Importante a la par que especial por producirse en la carrera transalpina por excelencia, el Giro de Italia.

Acostumbrado a ejercer como pocos el papel de gregario de importantes hombres del pelotón como Paolo Bettini, Paolini vivió en la gran sombra que abarca a todo hombre de equipo en este negocio. Cuando esta figura de líder ha quedado algo disipada, y sobretodo cuando su talento le ha llevado a ser el capataz de Katusha en este Giro, se ha visto el pedazo ciclista que tenemos ante nosotros.

Maravilló a toda la parroquia ciclista con su victoria en la Omloop Het Nieuwsblad, donde su nombre en las portadas se convirtió en una grata sorpresa tanto para él como para el ciclismo, que le proporcionaba esta gran oportunidad a Paolini de darse a conocer un poco más, aunque sea un poco tarde.

Bien por no tener que demostrar nada a nadie, o bien por el hecho de correr sin la más mínima presión, estamos asistiendo a la mejor versión de Luca Paolini de todos los tiempos. Cuesta decirlo pero sí, a los 36 años. Quizás esta experiencia te hace elegir el momento preciso para atacar en una etapa loca y llevarte la victoria como hizo en Marina Di Ascea. Se aprovechó de la incertidumbre que reinaba entre los favoritos tras el ataque de Hesjedal para firmar con su nombre entre el gran elenco de ganadores de etapa en el Giro de Italia.

Muchos habrían bajado de la bicicleta después de mucho tiempo sirviendo a diferentes equipos, con la satisfacción del deber cumplido. Pero no todos son así. Hay aquellos que son fieles al “más vale tarde que nunca”, y Luca Paolini nos ha dado un motivo más para tratar este dicho como una realidad plena.

Anuncios